viernes, 24 de junio de 2016

Derrota

Serena es la derrota de los ingenuos,
 en el abandono de la fortuna
 sobre el denso manto de la noche.


 Aullidos de hambrientos lobos
 se hacen eco del color de las montañas
anunciando el comienzo de la fiesta
entretanto las puertas del cielo ,
 permanecen cerradas,
 nadie los salvará.


Indiferentes a los gritos
de almas inocentes,
feroces, impacientes las bestias
avanzan implacables
 al amparo de la oscuridad.

Existen tantos misterios y terrores 
escondidos en los pliegues de los sueños,
 capaces de sobresaltarnos 
si nos pillan distraídos
 en la profundidad del sueño.

La puerta del infierno de Dante 

Furiosos los volcanes
 emergen del vientre de la tierra
suicidas inconscientes 
matando  como hambrientos lobos 
usando armas de una guerra
sin motivos...
Países arrasados, sin tregua 
atentados que matan a decenas
tornados dadores de destrucción ...
...y la hambruna.

Locos que disparan a matar
lluvias de piedra que destrozan cosechas
angustia que consume
corazones sin amparo 
lágrimas de muerte 


 Plumas negras 
revoloteando por el aire ...

Ino




6 comentarios:

  1. El poema es bellamente escéptico, y lo que pasa en el mundo no ofrece otra cara que la abismal. Lo que más duele, es el conformismo,ese, lo que importa es tener el pan, sin que haya otra expectativa de vida, de comodidad de goce. Es la enseña de un mundo que perdió el norte humano. Ingenuidad quizás? Conformismo? de todos modos, la vida se vuelve gris. UN abrazo. Carlos

    ResponderEliminar
  2. Esas lágrimas de muerte, de guerra, de destrucción... me duelen, Ino, qué intenso es tu poema.

    Un beso enorme.

    ResponderEliminar
  3. Precioso tu poema, me ha dejado boquiabierta. Saludos!

    ResponderEliminar
  4. me encanta la nostalgia de lo que eres

    ResponderEliminar
  5. Joder que poemazo!!!
    Brutal!!!
    Me encanta.
    Te felicito.

    Besos.

    ResponderEliminar
  6. me gusta... pude saborear la intensidad de la maldad... el deseo de que todo lo escrito se convierta en real... y estar allí, a unos pasos, verlo en primera fila, ser testigo de todo lo que nos promete la biblia... no eres la única... yo también he obsequiado versos al apocalipsis... al dragón de siete cabezas... al demonio mismo elevarse del infinito, para saciar su sed de venganza... lo he escrito cientos de veces, y lo he publicado, todos y cada uno de esos escritos, esperando que alguien me dijera, que siente lo mismo... me has atrapado, justo hoy, en que imaginaba que no existiría nadie como yo... justo hoy, que no queda ninguno de mis escritos en mi blog... el mundo gira de una manera curiosa, quizás ingenua o maliciosa... me has dejado maravillado, pasmado, saboreando tus líneas, tus versos, hoy oscuros y malditos, con esa manera tan tuya de escribirlos... me voy encantado y un poco enamorado... no puedo evitarlo, soy un demonio enamoradizo... un beso inmenso para ti... escribes lindo...

    ResponderEliminar

Tu presencia es importante para mi, así como tu opinión, empaparse de otras almas entre abismos y sismos es otorgarme alas para emprender de nuevo mi vuelo
mis cariños
Ino